Jorge Hernández, piloto de Ryanair, sobre el accidente de Germanwings: “Tenemos un botón que permite denegar la apertura de la cabina”

Jorge pilota un Boeing 737-800 y tras conocer que el copiloto del avión siniestrado lo estrelló voluntariamente, explica que desde el 11-S la seguridad de las puertas de las cabinas ha cambiado y ahora están blindadas:

“Todos los miembros de la tripulación acordamos un código para el vuelo, si una vez marcado la puerta no se abre suena un pitido en 30 segundos, y si no responden el sistema “lock” se desbloquea en otros 5 segundos, a no ser que el copiloto deniegue la entrada como en este caso”.

Es habitual que un piloto salga de la cabina cuando los vuelos superan la hora y media incluso algunas compañías tienen previsto que entre otro cuando se ausenta. Jorge asegura que el descenso de 4.000 pies por minuto que equivale a 1.200 metros es un descenso normal en los primeros momentos:

“Los pasajeros no debieron darse cuenta de nada hasta que no vieron que volaban bajos, que es cuando se escuchan los gritos según los primeros informes de la caja negra”. 

Publicado en: Noticias de Onda Universitaria

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Mirada21
Mirada21
Mirada21TV
AgenciaUp