Como cada año, miles de jóvenes acuden en peregrinación al Castillo de Javier (Navarra) en estos primeros fines de semana de marzo. Alfonso Fernández, miembro de la Congregación Mariana de la Asunción y estudiante de quinto de Excellens en la Universidad Francisco de Vitoria (UFV), ha explicado en Onda Universitaria su experiencia en esta Javierada.

Es la quinta vez que acude y ve en ella un lugar de “encuentro” y “un motivo de acción de gracias”. Según ha afirmado, el “esfuerzo” que supone ir le hace a uno “dar gracias” por todo aquello que tiene. Asimismo, ha asegurado que “la gente suele repetir”, porque le entran “ganas de volver”. De hecho, para él, “es una experiencia super gratificante”.

Dejar respuesta